viernes, abril 11, 2008

Unbehagen


“La angustia es el afecto que no engaña” dice Lacan, pues es cierto, inmoviliza, te enfrenta al vacío, al barranco, en pocas con lo Real. Acá estoy, luego de este tiempo ante el vacío nuevamente ante el corte que me fue impuesto.
Habrá que franquear con la palabra, con el saber de aquella, la angustia paralizante para actuar y ser nuevamente....por ahora silencio en este espacio, silencio en lo imaginario, en el mundo de historias.

1 comentario:

Violeta dijo...

Ya vas curando llama cuando estes sano, cuando estes limpio para empezar una nueva historia, no tengo caderas filudas ni pezones rosa, pero muerdo el alma en cada beso